lunes, 20 de abril de 2009

Hablando de mujeres y traiciones

Gracias a Ligia que nos la recomendó, me animé a leer esta nota, que trata de una envidiable mujer que a los 100 años está en pleno uso de sus facultades mentales.


Linda dama realmente, que se perdió de una de las mejores cosas de la vida por decisión propia, en pro de desarrollar sus investigaciones y de escapar de la “dominación” masculina. Es decir, en la adolescencia temprana decidió no casarse nunca ni tener hijos. Y bueno, no todos nacen para ser padres supongo.


Su investigación sobre el cerebro la ha llevado incluso a ganar premios y a sus 100 años sigue investigando...y lo hará hasta la muerte, con la solicitud explícita de que si su cerebro ya no funciona, que la asistan para morir decentemente.


Sólo que me dejó mal parada, pues recomienda no pensar con el lado derecho del cerebro, que según dicen los entendidos, es el que domina para que uno sea zurdo. Y es que el lado derecho – que dirige la parte izquierda del cuerpo – es el culpable del pensamiento emotivo y el izquierdo conduce el lado racional de la cosa. En términos light, el derecho es soñador y el izquierdo con los pies en la tierra. Claro, ella se basa en que la explotación de algunos pensamientos del tipo dominado por el derecho han sido las conductas que llevaron al éxito a los grandes “malos” de la historia.


Yo le recomendaría a esta bella dama, que no sea también tan extremista. El meollo es tener un pensamiento equilibrado y saber usar cada hemisferio del cerebro según convenga a la situación, porque si un lado fuera “maligno” capaz que sólo tuviéramos la mitad del cerebro.


Esta señora me recordó a nuestra propia mujer ícono de la 3a edad, activa, pensante e investigadora, la Dra María Isabel Rodríguez, ex rectora de la UES, quien en una entrevista dijo: “la muerte no es parte de mi agenda”. A este año cuenta con 87 de edad y sí, le faltan 13 todavía para igualar a la señora de la nota. Y María Isabel sí se casó, así que también demuestra que no hace falta renunciar a una cosa para dedicarse a la otra.


En otro tema del mismo periódico, aparece esta otra mujer: Arantza Quiroga, de 35 años, quien desde los 21 incursionó en el mundo de la política española y sus éxitos crecen a pasos gigantes. Es bastante guapa y eso le crea a veces problemas porque es rubia, pero no tonta. Esposa y madre de 4 hijos, otro claro ejemplo de que el éxito no tiene por qué estar divorciado del amor maternal y de pareja.


Me cayó bien la muchacha, pero me cayó mal el título del artículo, ya que están describiendo su vida política, pero el título es tan trivial como “yo nunca usaría el preservativo”. Vamos a darle el beneficio de la duda al periodista y a creer que sí viene al caso porque esa posición – y su pensamiento de la línea del Opus Dei - influenciaría en la decisión de ella relacionadas con la legislación sobre el tema del control de la natalidad.


Lamentablemente, en la historia siempre hay quien nos deja mal paradas – a nosotras, las mujeres – y ese fue el caso de esta niña, que supongo será rubia natural...


(suspiro) y tan lindo que se le ve el cabello rubio, brillante y sedoso, casi casi parece Barbie.


6 comentarios:

Anónimo dijo...

hola,que bonito artículo, yo no sabía que la ex-rectora tiene 87 anos, mis respetos!!!!!!!!!!! (pensé que tendría unos 68) ji ji ji....

respecto a la rubiecita, creo que es natural y la pobre........

por eso yo, aparte de que no soy bonita (ni por cerca.....) nunca participaría en un certamen como ése, porque igual haría el ridi...

eso de hablar en público no es nada fácil.... no sé cómo hizo mario lópez para no reirse en ese momento y muy ecuánime darle las gracias.... lo admiro también.....

Cc! dijo...

Definitivamente son mujeres ejemplares que nos dejan bien "paradas" sin contar con la ultima por supuesto :D jajaajja

Carlos dijo...

Que buenas mujeres, cada una tiene lo suyo, con sus ideas, e ideales.

Creo que cada mujer tiene su visión de vida, tener un hijo es un derecho, no una obligación.

Saludos =)

Eduardo dijo...

Muchas veces los logros de las damas no son reconocidos o no dados a conocer para mantener la 'hegemonía masculina'. Por algún lado leí, por ejemplo, que la Ley de la Relatividad de Einstein era más factible que fuera de su esposa que de él(ella era una aventajada alumna en la U. y él era un mediocre estudiante)pero en una sociedad dominada por los hombres poco valor tendría una teoría proveniente de una mujer....

Clau dijo...

Anónima: bueno, es que te pueden dar nervios y olvidársete algo...pero esa declaración es...sin palabras =S

Cc: yo quisiera llegar a esas edades en esas buenas condiciones...ta difícil

Carlos: claro que es opción personal. Las puse en comparación para que se note que tampoco es impedimento.

Eduardo ojalá que así como escribis seas en la vida real con las féminas a tu alrededor =)

[Alecita ♥] dijo...

Que ejemplos de mujeres has puesto! :P