lunes, 25 de mayo de 2009

Y me vino a pasar...en LUNES!!!

Hay días que uno amanece a media asta y la gente le pregunta por qué. Es un problema de diseño de personalidad cuando uno es de esos que necesita espacio para desahogarse – porque suele ahogarse muy seguido – y la gente no comprende y está ahí encima preguntando: “¿y qué le pasa?”...para mayor desgracia, mientras más le preguntan a uno qué le pasa, más le pasa...así que mejor, usted deje que le pase...alone.


En esos días en que esa “pasadera” ocurre en el sitio donde desarrollo mis labores remuneradas, extraño mucho al MQ – no al hospital, conste – que me conocía con sólo verme los ojos hinchados y ya sabía que algo andaba mal y que no tenía ni remota relación con el diseño de una vivienda. En eso tenía el don, pero el don también era re meque y le encantaba preguntar y preguntar y preguntar...y la herida nunca dejaba de estar llena de agua. También extraño al EN, que sólo con la mirada ya sabía por dónde iba la cosa y tenía el don de no preguntar nada!!!!! eso era una joya de amistad. Mejor me contaba chistes, me invitaba a San José de la Montaña a visitar al Santísimo o a la misa de mediodía, o se dedicaba a desintoxicar el ambiente haciendo parche a alguien más, siempre que no fuera yo. Ahhh, días aquellos en los que los entes de mi entorno ya sabían – después de 7 años de 8 a 5 – que lo que a mí me hacía falta eran unas vacaciones al triángulo de las Bermudas...total y completamente sola.


En este lado la cosa es un poco diferente y hoy que la historia recurrente aparecía, alguien tuvo a bien decirme “ay no usted, cálmese, si a penas es lunes, mire que le falta tooooda la semana”. Y la bronca no era con esas misivas ingratas que me habían enviado, por media docena porque quizá te sale más barata la mensajería, veá vos?. Claro, la cosa incide al derecho y al revés, pero esta vez el derecho no era. Y siento que quizá fui grosera con alguien, a quien le dije “mire no me joda, déjeme en paz” (oops, disculpe Dña Kalena) y me miró con cara de asombro de “uy, arquitecta, usted con esas palabras”, pero cuando vio el río fluyendo y cayéndole al escritorio quizá cambió de opinión. Y no, no puedo pedirle disculpas porque nadie lo mandó a urgar en mi psiquis, pero sí debería porque tampoco debía yo responderle así. Y después venis vos y como niño que tira la piedra y esconde la mano, con la gran sonrisa después de complicarme la existencia a base de misivas puntiagudas. Pero me encanta esa sonrisa de tranquilidad, porque si fuera de otra manera, de verdad ya hubiera pedido orden de ingreso al psiquiátrico.


A estas alturas ya me está pasando, pero si alguien anda un par de rodajas de pepino en la cartera que me las mande...me he de ver algo pariente del personaje de la próxima película de Disney que saldrá con una princesa.


Recomiendo dormir más de 3 horas de domingo para lunes, especialmente si usted tiene que entrar a trabajar a las 7 am porque alguien lo ha amenazado con que sí o sí le tiene que presentar unos chunches impresos para las 9 o las 9. De lo contrario, andará usted con cara de lunes todo el día.


Recomiendo también prepararse ese sándwich con ensalada de pollo que se imaginó a las 6 am...de lo contrario andará con un concierto en el estómago hasta la 1 pm, justo como cabal ya se imaginó, me anda sonando a esta ingrata hora.


Y uno que quisiera almorzar con algún buen amigo (incluye al género femenino, pero odio eso del /a), terminará haciéndolo con John le Carré e ingiriendo más calorías de las requeridas, porque cuando uno nada low inspiration, come más grasiento y salado (“sustancioso” le dice uno en su desfachatez).

6 comentarios:

Carlos dijo...

Bueno Clau, ¿Y que te pasa? =)
Sonríe!

Gero dijo...

¡Ánimo! No hay que pensar que "apenas es lunes". Hay que decir que "es lunes, me quedan 4 días para cambiar mi ánimo." Siempre hay gente que esta peor que uno y en ellos hay que pensar.

BeBiTa CoNsEnTiDa dijo...

Hola! Animo! ya casi se termina el dia y mañana va a ser mucho mejor y sabes que! el miercoles va a ser aun mejor y asi sucesivamente, despues de una tormenta siempre llega la calma y eso es garantizado, al menos ya lo desahogaste.

Anti-Raúl dijo...

Lo siento, no te puedo dar muchos ánimos. En los 40, los niños judíos de Varsovia siempre recibían de sus padres un "Tranquilo,mañana podría ser peor."
Es tan difícil la vida como para venir a mentirte.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

bueno, que te puedo decir, yo al igual que GARFIELD, odio los lunes......
lo de las misisvas sabes que no es nada personal es solamente mi trabajo y que van por docenes es cierto, porque soy mas productivo despues de las horas laborales, cuando todo este monton de haraganes se han ido y existe tranquilidad y paz en mi oficina....
jajajajajajajajajaj
a veces no nos queda mas que reirnos de nosotros mismos, bueno a mi me resulta no tan facil, y eso siempre ayuda....
lo de la comida tambien, sobre todo si es algo dulcito con queso y fresas, lo malo es que uno engorda y entre de nuevo en la depre....
animo mi amiga, que la vida es realmente corta....siempre has de pensar que mañana sera mejor, aunque los niños judios no se lo crean.....

Clau dijo...

Carlos: grrr!!! ja ja ja ja ja

Gero: mmm, vieras que no soy compatible con ese punto de vista, realmente siempre hay otros peor, pero también hay quienes están mejor...preferiría ver hacia arriba. Gracias por tus ánimos =)

Bebita: y dicen que yo soy rosada!!! so sweet tu página. Gracias por la visita.

Raúl: aww, me llegás por sincero. La verdad es que sí, no queda de otra que enfrentar los dias tal y como viene, especialmente cuando "vienen" de atrás. Conozco a alguien que siempre dice "pudo haber sido peor"...ahora sé de dónde viene la frasecita.

Monsieur L'anonimé: tan chulo!!!! Mirá, de no ser porque vos estás al otro lado de esas misivas, nuestra vida realmente sería fastidiosa (sí, la del bebé también lo cree así...a la del collar no le pregunté). La verdad es que aun con todo, me gustaría que siguieramos en estos ires y venires legales. Perame, ya vengo, te voy a ir a escribir un par de cartas muahahaha.